Diez consejos para una correcta salud bucodental

correcta-salud-bucodental

Un estilo de vida sano y llevar a cabo todos los días una sencilla higiene bucal nos permitirá disfrutar de una dentadura y unas encías sanas.

  1. No abusar de los carbohidratos.
    Así se reducen las posibilidades padecer caries o problemas en las encías si se reduce al mínimo en la dieta el aporte de hidratos de carbono y evitas los dulces y bebidas azucaradas. En caso de tomarlos, cepillarse los dientes posteriormente.
  2. Limitar los picoteos entre comidas.
    Sobre todo, si no se cuenta con la opción de lavarte los dientes después, pues la placa bacteriana comienza a formarse veinte minutos después de comer.
  3. No fumar.
    El tabaco aumenta el riesgo de padecer caries o enfermedades de las encías como la periodontitis.
  4. Cepillarse los dientes cuidadosamente.
    Lo ideal es hacerlo después de cada comida, pero, si no existe otra opción, al menos se deben cepillar los dientes antes de ir a dormir. La operación debe durar entre dos y tres minutos y realizarse con pequeños movimientos circulares hacia delante y hacia atrás.
  5. No olvidarse de las encías.
    Y tampoco de la lengua, el paladar y el interior de las mejillas, pues en ellos se acumulan también las bacterias que pueden provocar los distintos trastornos dentales.
  6. Usar un dentífrico con flúor.
    Aunque el agua potable suele esta florada, es conveniente optar por pastas de dientes que  contengan flúor en su fórmula, pues está demostrado que esta sustancia previene las caries.
  7. Renovar el cepillo cada tres meses.
    O cuando las cerdas comiencen a verse gastadas. Estas, por otra parte, es preferible que sean suaves para evitar que dañen el esmalte dental.
  8. Aprender a usar el hilo dental.
    La seda dental permite eliminar los restos de alimentos ocultos entre los dientes, pero hay que usarla con suavidad, porque un uso demasiado vigoroso puede dañar las encías. Si se usa sólo una vez al día, al igual que si se opta por el cepillo interproximal, es mejor hacerlo antes de acostarse.
  9. Inculcar a los hijos una buena higiene dental.
    Concienciarles de la importancia de cepillarse los dientes durante al menos dos minutos después de cada comida y antes de ir a la cama. Explicarles cómo hacerlo, y que usen cepillos (que hay cambiar cada tres meses) y pastas dentífricas adecuadas para su edad. Y para prevenir las caries, inculcarles estas medidas: no pasar objetos de boca en boca ni compartir cepillos; no abusar de alimentos y bebidas azucaradas; y que no se acuesten con el biberón.
  10. Acudir a tu odontólogo regularmente.
    Debido a que ni siquiera un cepillado profundo consigue eliminar por completo la placa dental, las limpiezas de boca están recomendadas cada seis o doce meses. Igualmente, se debe realizar una revisión de los dientes al menos una vez al año.